PIDEN CORRESPONSABIILIDAD A LA OPOSICIÓN PARA SANEAR EL AYUNTAMIENTO

El gobierno en solitario sacó adelante el pasado lunes un plan de ajuste que aspira a afrontar el endeudamiento

El primer edil tarifeño, Juan Andrés Gil ha defendido el “complicado y difícil esfuerzo” del plan de ajuste como un proceso necesario para “atajar el endeudamiento crónico del Ayuntamiento y sanear una administración que tiene que ser un agente dinamizador de la economía, no un lastre”.

Así se ha referido el alcalde al plan de ajuste aprobado en una reciente sesión extraordanaria del pleno. Desde el gobierno se ha instado a la oposición a que haga suyo un documento destinado a atajar una deuda crónica en la historia del Ayuntamiento de Tarifa.

Con una deuda global cercana a los 45 millones de euros, el Ayuntamiento se ha adherido al Decreto Ley 8/2013 que recoge medidas extraordinarias para hacer frente a la morosidad y problemas financieros de las entidades locales. En esta línea, a principios de la semana, el gobierno local en solitario, daba el visto bueno al plan de ajuste requerido para acogerse a las citadas medidas.

El reto es afrontar el impago crónico de una administración que adeuda cerca de 24 millones de euros la Seguridad Social en un capítulo de impagos contraídos con el resto de administraciones que se acerca a los 30 millones de euros.

Lo apuntaba así el alcalde que hablaba de esfuerzos difíciles y complejos para contrarrestar la deuda crónica. “Las administraciones con endeudamientos crónicos ya no son viables. Se precisa un proceso complicado que quiere no poco esfuerzo, pero que es necesario para ayudar a la economía de los ayuntamientos que tienen que convertirse en agentes dinamizadores de la economía”.

El nuevo plan de ajuste se aprobó el pasado lunes en sesión extraordinario del pleno con los votos a favor del equipo de gobierno. En este sentido desde la alcaldía se ha pedido hoy “corresponsabilidad a la oposición”, en particular al grupo político PSOE para que haga suyo el reto de sanear el Ayuntamiento.

Por encima de partidismos, Gil García abogaba por el necesario trabajo conjunto de todos los grupos que en algún momento de la historia política de Tarifa han tenido responsabilidad en la gestión municipal. “Espero que todos sean capaces de rectificar y trabajar sin sectarismos ni partidismos en pro del saneamiento del Ayuntamiento. Una administración local que realmente llegue a ser locomotora de la economía, es impensable sin el saneamiento de su economía y el apoyo de todos”.

0 Comentarios

No hay comentarios disponibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ArabicEnglishFrenchGermanPortugueseSpanish
Cambiar tamaño de texto
Contraste