TARIFA HOMENAJEÓ A SUS HIJOS PREDILECTO Y ADOPTIVO

Las distinciones reconocieron también el papel de ciudadanos los Luís Díaz y Manolo Garrido, y los colectivos Cáritas Parroquial y Crux Roja

El teatro Alameda ha acogido esta tarde-noche una emotiva ceremonia de entrega de los Honores y Distinciones Municipales acordados por la Corporación Municipal el pasado 28 de julio a propuesta del Consejo Asesor. La cita que ha contado con la participación de representantes políticos de los diferentes grupos municipales ha sido conducida por el primer edil tarifeño, Juan Andrés Gil que junto a la secretaria municipal, Cristina Barrera y el Hijo Predilecto, Manuel Reiné han dado fé del desarrollo del acto.

El primero en recoger su Diploma de Reconocimiento de manos del concejal Ezequiel Andreu ha sido Luís Díaz Aguilera, destacado por su labor altruista y desenfadada durante más de 25 años al servicio de causas comunes como la de Cruz Roja.

“El altruismo forma parte de su naturaleza”, ha destacado el edil encargado de la entrega. La ceremonia se ha abierto así con una emotiva entrega a la que se han sumado también otros colectivos. Y es que tanto representantes de la Unión Deportiva Tarifa como portavoces de la Residencia de ancianos San José han querido sumarse al reconocimiento a Luís Díaz con la entrega de sendos obsequios.

Sobre el escenario del teatro Alameda también el grupo chirigotero dirigido por “El Martos” ha interpretado un pasodoble dedicado al tarifeño.

La ceremonia ha continuado con el segundo Diploma de Reconocimiento el cantaor Manuel Garrido Ojeda de manos del concejal Francisco Javier Terán, quien ha ensalzado la labor del tarifeño en pro de la difusión del flamenco más genuino y su constante disposición a colaborar en cualquier evento.

Agradecido, Garrido Ojeda ha reiterado su voluntad de colaborar en pro del fomento de la cultura y el flamenco, y ha deleitado a todos con la interpretación de un fandango compuesto en su día por el desaparecido Jesús Terán Gil.

El edil Juan Antonio Torán ha sido el encargado de entregar el tercer Diploma de Reconocimiento al colectivo Cáritas Parroquial. Su director, Luís López Púa ha recogido el galardón en nombre de todo el conjunto de voluntarios, y ha recordado el papel indispensable y solidario de toda la población tarifeña que colabora y responde a los llamamientos de Cáritas.

Otro momento destacado ha sido el de la entrega del galardón de Hijo Adoptivo al empresario turístico Roberto Van Looy a cargo del concejal Carlos Núñez.

Núñez ha recordado la biografía de un hombre “visionario y tenaz” que hace “cuarenta años se atrevió a defender el viento de levante” como una fuente de riqueza para la industria turística tarifeña. El empresario de origen holandés ha agradecido el reconocimiento recibido por una ciudad que ha sabido buscar “su identidad propia y convertirse en un lugar único”. Van Looy propietario de los hoteles “Dos Mares” y “Tres Mares” ha apostado por la renovación y mejora continúa de la industria turística. Ha tenido también palabras de elogio para los trabajadores de su empresa, presentes en la sala. Precisamente representantes de todos ellos como Francisco Lobón y Emilio Carballo han querido hacerle entrega sobre el escenario de un reconocimiento especial por su apuesta empresarial y personal. También Fernando Gil de la Federación de Empresarios del Campo de Gibraltar ha tomado la palabra para destacar el perfil de un hombre movido por la máxima de ofrecer trato y calidad de cinco estrellas al cliente.

El concejal Juan José Medina ha entregado el título de Hijo Predilecto a Manuel Pérez Castro, destacado por su entrega a la política y al servicio público en los difíciles tiempos de la transición política y las primeras elecciones democráticas.

Pérez Castro ha recordado unos tiempos difíciles en los que existían muchas lagunas e indefiniciones en los modelos de gestión, pero presididos por la voluntad de consenso y el trabajo desinteresado de los concejales. Manuel Pérez ha recordado así a que la conformación del primer gobierno en la historia democrática de Tarifa en el que participaron todos los concejales, por encima de las siglas políticas. “Todos dieron lo mejor que tenían”. Todo ello en un momento en el que los políticos municipales no percibían retribución económica tal y como ha recordado el propio Hijo Predilecto.

Por último ha sido el alcalde de Tarifa, Juan Andrés Gil el encargado de entregar la Medalla de la Ciudad a la Cruz Roja de Tarifa como institución volcado en aliviar el sufrimiento de los más necesitados. Concepción García, presidenta provincial y Rocío López, delegada local han recogido un galardón que pone el acento en un “trabajo extraordinario prolongado durante 40 años de presencia constante. Sólo por la respuesta dada el pasado agosto a la oleada de más de 1.300 inmigrantes en un solo día Cruz Roja merecería este reconocimiento. Pero la Medalla de la Ciudad va incluso más allá y recuerda justamente el papel social de un colectivo volcado con los más desfavorecidos y lo que sufren”, subrayaba el Alcalde.

La presidenta provincial de Cruz Roja ha insistido en que esta medalla es “para todos los voluntarios que están ahora y que han estado en otros momentos de la historia local de la asociación”. García ha recordado también el papel de los socios y de la población de Tarifa que responde solidaria al trabajo de la Cruz Roja.

El acto se ha cerrado con la interpretación del pasodoble de Tarifa, el himno de Andalucía y el de España por una sección de viento de la Banda Municipal de Música.

0 Comentarios

No hay comentarios disponibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ArabicEnglishFrenchGermanPortugueseSpanish
Cambiar tamaño de texto
Contraste