APROBADOS LOS PRESUPUESTOS DEL AYUNTAMIENTO PARA EL 2013

Continúan la línea de contención del gasto y recogen la reducción de la presión fiscal sobre el contribuyente

Con un montante total cercano a los 19 millones de euros, los presupuesto del 2013 siguen la línea de contención del gasto emprendida ya en ejercicios anteriores, y el reducen el gasto en un dos por ciento atendiendo al ejercicio anterior. Tanto el alcalde como el concejal de Hacienda ha destacado que se trata de unas cuentas que “ahorran en costes y gasto; suponen menor presión fiscal y aportan en definitiva, la contención necesaria dado el dado el momento económico”.

El único capítulo de gastos que crece es el de Asuntos Sociales que casi duplica la cuantía presupuestada si se compara con el ejercicio anterior del 2011. El gasto público en partidas sociales pasa así de 27.000 a 45.000 euros.

Para el delegado local de Hacienda, Juan José Medina, al frente de la oficina que ha redactado el documento, la lectura es clara. El Ayuntamiento de Tarifa, con menos asignación presupuestaria, ha tratado de priorizar sus cometidos: garantizar la calidad de los servicios públicos, y el funcionamiento de la propia administración local son los objetivos prioritarios en un ejercicio realista, de ajuste a la capacidad financiera de las arcas municipales.

Con un montante de casi 10 millones de euros, el capítulo de personal destaca entre las previsiones de gasto del Ayuntamiento. La principal fuente recaudatoria vienen a ser los tributos directos con cerca de 9 millones 168 mil euros.

Sin embargo, también baja la presión fiscal en los previsión presupuestaria para el 2013. Es uno de los aspectos que ha resaltado hoy el alcalde, Juan Andrés Gil en la valoración de las cuentas aprobadas. Y es que, la congelación de la subida del IBI rústico y urbano –aprobada recientemente- reduce la capacidad recaudatoria y alivia la carga de los contribuyentes. Lo resaltaba así hoy el alcalde que hablaba de unos presupuestos “que ahorran en costes e ingresos, y bajan la presión fiscal sin dejar de atender los servicios principales en una hacienda saneada”.

El gobierno local ha destacado también el avance registrado en la propia tramitación de unos presupuestos del 2013 que se aprueban en tiempo y forma, dentro de los plazos marcados por la legislación. Desde el Ayuntamiento se apunta también al superávit esperado de cerca de medio millón de euros como una garantía de la capacidad de gestión y ahorro netos. Un reto asumido dentro del Plan de Ajuste y Pago a Proveedores, según señalaba el alcalde. “Estamos ante el presupuesto que se necesita. Dado el momento económico el reto es gastar menos, ofreciendo los mejores servicios. Ese es el compromiso asumido mejorando nuestra gestión y capacidad de ahorro, y reduciendo además la carga fiscal sobre el contribuyente. El trabajo iniciado para procurar el saneamiento de la hacienda municipal es el que está marcando la diferencia. Sólo hay que mirar a la quiebra económica de ayuntamientos cercanos para comprender la importancia de la austeridad y la contención”.

El presupuesto del 2013 se ha aprobado con los votos del Partido Popular y ULT. El PA se ha abstenido, y PSOE e IU han votado en contra.

También hoy, con el acuerdo unánime de todos los grupos políticos a excepción de Izquierda Unida que se ha abstenido, el pleno ha dado luz verde a los acuerdos reguladores de las condiciones de trabajo del personal funcionario y laboral del Ayuntamiento.

0 Comentarios

No hay comentarios disponibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ArabicEnglishFrenchGermanPortugueseSpanish
Cambiar tamaño de texto
Contraste