LA COMEDIA-CABARET LLEGA A PARTIR DEL MIÉRCOLES A LA CAMPIÑA TARIFEÑA

Se pone en escena el espectáculo «Las voluntades de papá». Por otro lado, al Alameda llega el último títulto del ciclo «Cine Español en Ruta»

En Tahivilla la cita es mañana miércoles, 27 de noviembre a partir de las seis de la tarde. En el salón de actos del Ayuntamiento, la compañía “Olor a tablas” pondrá en escena “Las voluntades de mi papá”. La propuesta itinerante de la Diputación de Cádiz se trasladará al día siguiente jueves, 28 de noviembre al antiguo cine de Facinas. En su escenario, a partir de las ocho de la tarde se podrá disfrutar de un montaje que aúna comedia y cabaret con reflexión de fondo acerca de los estereotipos sociales.

“Las voluntades de mi papá” es espectáculo cómico-musical repartido en dos actos, en el que una pareja de novios afronta el costoso gasto de un entierro familiar. Se proponen cumplir con la última voluntad del fallecido que no es otra que esparcir las cenizas en el campo del Betis.

 

La cita con entrada gratuita se enmarca en el programa “Cómplices con el cariño” de la Diputación de Cádiz que promueve la reflexión sobre la igualdad con motivo del Día contra la Violencia de Género.

Por otro lado, el próximo jueves llega a su fin en el cine municipal Alameda el ciclo “Cine Español en Ruta”, acogido también al programa DECOC de la Diputación de Cádiz.

La proyección de la cinta “Una pistola en cada mano” de Cesc Gay pone fin un ciclo que ha primado la exhibición de títulos significativos de la filmografía del momento. Esta vez llega al Alameda una comedia que retrata en clave irónica las carencias y debilidades de un grupo de ocho amigos en busca de su identidad.

La película se proyecta en el cine Alameda, el jueves, 28 de noviembre a partir de las nueve de la noche.

0 Comentarios

No hay comentarios disponibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ArabicEnglishFrenchGermanPortugueseSpanish
Cambiar tamaño de texto
Contraste